En Centro Médico Los Castillos tenemos como objetivo brindar el mejor servicio de rehabilitación a nuestros pacientes, Para ello contamos con un equipo multidisciplinar coordinado y dedicado a la recuperación de múltiples patologías.

Este equipo  está formado por los departamentos de traumatología, rehabilitación y fisioterapia.

REHABILITACIÓN

La Medicina Física o Rehabilitación es la especialidad médica cuyo objetivo es reducir el dolor  y la limitación funcional producida por una lesión o patología en el sistema músculo-esquelético.

Nuestros fisioterapeutas combinan medios manuales (movilizaciones, masaje,…) y físicos (electroterapia, frío/calor,…) con fines terapéuticos.

PRINCIPALES PATOLOGÍAS

Las enfermedades del aparato locomotor más comunes son:

  • Algias vertebrales.

  • Tendinopatías.

  • Esguinces o lesiones en ligamentos.

  • Fracturas óseas.

  • Contracturas musculares.

  • Roturas fibrilares.

  • Artrosis y artritis.

Horario: 08:00 a 21:00

TÉCNICAS DE TRATAMIENTO

Para tratar las diferentes patologías contamos con las siguientes herramientas:

  • Cinesiterapia: el tratamiento se hace a través del movimiento del propio cuerpo. Puede ser activo (lo realiza el paciente mediante ejercicios específicos) y/o pasivo (lo realiza el fisioterapeuta). Indicado para recuperar el rango de movimiento articular.

  • Magnetoterapia: campo magnético que acelera el proceso de regeneración del tejido afectado.

  • Onda corta: ondas de termoterapia profunda que provoca calentamiento terapéutico en la zona enfocada.

  • Electroestimulación: aparato con electrodos que se colocan en el músculo afecto que provoca un impulso eléctrico para trabajar el fortalecimiento muscular.
     

  • TENS: aparato con fin analgésico, que provoca una corriente eléctrica suave en la zona lesionada.

  • Masoterapia: técnica de masaje terapéutico.
     

  • Ultrasonido: aparato de ondas mecánicas para reducir el dolor y disminuir la inflamación del tejido lesionado.

  • Infrarrojos: lámpara de calor superficial que aumenta la movilidad de la parte afectada.
     

  • Crioterapia: frío local para disminuir la inflamación.

  • Laserterapia: luz láser que disminuye el dolor y la inflamación y ayuda al proceso de cicatrización.
     

  • Microondas: ondas de termoterapia profunda que produce cambios fisiológicos con el aumento de temperatura en la región tratada.

Contenido​: Tamara Azores (Fisioterapeuta)